Etapas del lavado de gases

Etapas del lavado de gases

Cada vez son mas las empresas que utilizan el sistema de lavado de gases para poner solución a uno de sus mayores problemas, la emisión de gases nocivos a la atmósfera durante su proceso productivo. Debido a los daños que pueden causar si la emanación es demasiado alta, estas partículas tóxicas deben ser tratadas y depuradas para cumplir con la normativa vigente.

¿Cuáles son las etapas del tratameinto de gases?

Enfriamiento del gas

La primera etapa consiste en enfriar los gases provenientes de la cámara de combustión, mediante intercambio de calor, hasta su temperatura de saturación.

Durante este proceso es de vital importancia elegir diseños funcionales y medidos al milímetro, pues existen ciertos pasos de riesgo en esta etapa. Es muy importante evitar el retroceso del líquido o garantizar una irrigación uniforme con el objetivo de que no se produzcan depósitos de sal.

Absorción de contaminantes

Durante esta etapa, el gas fluye a través de una torre hacia arriba, mientras el líquido de lavado lo hace en dirección contraria. De esta manera se realiza la absorción de las partículas contaminantes, que puede mejorarse añadiendo agentes químicos al líquido de lavado, ya sea agua o aceite, entre otros.

Separación de gotas y aerosoles

Una vez depurado, el gas pasa a través de un eliminador de neblina de malla de alambre, con el objetivo de que las partículas puedan separarse en gotas diminutas.

Para la realización del proceso existen diferentes tipos de lavadores de gases. Por un lado, podemos encontrar el sistema húmedo Venturi, el cual consiste en una neblina de agua a gran velocidad que se mezcla con el polvo dando lugar a partículas más grandes para posteriormente, eliminar el resultado mediante la separación.

Por otro lado, el lavado de gases tipo Jet consiste en la aceleración del gas cuando entra con contacto con el fluido de lavado motriz, aumentando la presión y pulverizando las partículas.